Todos Contra el COVID

En recuerdo a todos y cada uno de nuestros compatriotas fallecidos por la pandemia

Me encantaría que un virus asqueroso y repugnante como tu pudiera leer estas letras. Has nacido “dicen”, en un país lejano, aun cuando vete tú a saber cómo y realmente dónde has sido pergeñado o nacido.

En cualquier caso, has llegado a muchos rincones de nuestro planeta y has producido un dolor inmenso en cada uno de nosotros. Has tenido la osadía de llevarte a muchos compatriotas míos y sobre todo te has cebado en los más débiles y con los que estaban disfrutando de su esfuerzo y sacrificios durante toda una vida.

No te ha importado nada sus vidas, lo más preciado que tenemos. No has querido saber ni siquiera sus nombres.

No era su hora. Pero tú, maldito mal nacido te los has llevado. Te los has llevado de la peor manera posible, sin poder despedirnos de ellos, sin que pudieran tocar una mano querida en su último suspiro, sin que sus seres queridos les pudieran despedir con una mirada de amor y piedad. Tu piedad simplemente no existe ni se te espera que la tengas.

Por eso, a los que aún estamos vivos para defendernos, nos has amargado la existencia, nos has despojado de casi todo lo que amamos y respetamos, nos has enjaulado en nuestros hogares y nos has producido un miedo semejante al que, por desgracia en muchas ocasiones algunos seres humanos han producido sobre la faz de la tierra.

Algunos, a los que ya consideramos héroes por luchar contra ti, comenzaron la lucha férrea y decidida para acabar contigo definitivamente, y el resto les hemos seguido de la misma manera.

En nombre de todos: los que ya tristemente no podemos abrazar, los que por desgracia al final te vas a llevar tarde o temprano, los que están luchando a brazo partido por vencerte y bórrate de la faz de la tierra, y los que estamos día a día buscando cómo ayudar a nuestros héroes sanitarios y a todos los que por una causa u otra no tienen los medios suficientes aún, por nuestros hijos y generaciones venideras, por todos y cada uno de ellos, por una sola milésima de segundo de vida, por todos ellos, yo te maldigo y te juro solemnemente que, tanto a ti como a los que vengan de tu parte, os vamos a vencer.

Por eso queremos dejarte claro que no vamos a rendirnos ni a parar hasta conseguirlo. No vamos a dejar que sigas inundando nuestras vidas de miedo y muerte.

Tenlo muy claro. El miedo ya no es tu principal arma. Ahora lo deberías tenerlo tú o quien te creó, y nada más me gustaría que pudieras sentirlo. ¿Y sabes por qué?… Yo te lo voy a decir alto y claro. PORQUE SOMOS UN PAÍS FUERTE Y NUESTRA GENTE ES VALIENTE Y MÁS AUDAZ Y AGUERRIDA QUE TÚ.

Tú, miserable malnacido, has nacido para ser vencido y exterminado por los más grandes héroes de nuestro país que son TODOS Y CADA UNO DE NUESTROS SANITARIOS, PROFESIONALES QUE CUIDAN A NUESTROS MAYORES, CADA UNO DE LOS CUERPOS Y FUERZAS DE SEGURIDAD DE NUESTRO ESTADO, CADA UNO DE NUESTROS SOLDADOS, DESDE EL PRIMERO AL ÚLTIMO, que como en las malditas guerras, cuando algunos de ellos caen heridos, se recuperan y vuelven a la lucha, o cuando alguno te lo llevas sin piedad otro toma su lugar con más decisión, por simplemente esta forma de luchar, ya puedes tener claro que acabaremos contigo. Y los que no estamos en primera línea de batalla, nos hemos organizado y estamos como una magnífica RESISTENCIA, organizándonos y poniendo en marcha todo lo que en nuestra medida podemos, para vencerte y expulsarte de nuestras vidas.

Te has confundido maldito. Todos nosotros somos capaces de defender a los nuestros hasta donde jamás tu podrías llegar.

Por todo ello y en nombre de todo un país, y seguramente un planeta entero, te maldigo y te auguro que vas a ser vencido tarde o temprano.

Maldito seas por haber nacido. Maldito seas por lo que has hecho. Maldito seas por el dolor y sufrimiento que has generado. Maldito sea quién te ha creado.

Prepárate puesto que has despertado la furia de un país que va a terminar con tu existencia, y no vamos a descansar hasta conseguirlo. Te la hemos jurado.

CIUDADANO Q

Porque no somos como los demás...

Somos Grupo Marcas Publiexpres SL